Dos de los estadios en los que tocó la banda británica en 2014 han corrido la misma suerte

Por si alguien no los conoce (tendrías haber estado viviendo en una cueva los últimos años), One Direction es (o era, depende de a quién le preguntes) una de las boy bands más exitosas de los últimos tiempos. Harry Styles, Niall Horan, Louis Tomlinson, Liam Payne y Zayn Malik lograron vender más de 20 millones de discos. Ostentan el récord de ser la primera banda que consigue colocar cuatro discos seguidos en el primer puesto del ranking Billboard en su debut.

Por supuesto, cada lanzamiento de un disco, menos ‘Made in the A.M’, iba acompañado de una gira. Primero fueron salas y luego llegaron los estadios, debido a la gran demanda de la banda. En 2014 llevaron a cabo su gira “Where We Are Tour”, una gira por los estadios más famosos de todo el mundo. Lograron recaudar más de 290 millones de dólares y fue la gira más exitosa del 2014.

Pero en este artículo no quiero hablar sobre la banda en sí ni cómo fue esa gira. Sino del punto de unión entre One Direction, el estadio del Vicente Calderón y el estadio de San Siro. Dos estadios emblemáticos que han sido sentenciados a muerte… En los que tocó la famosa banda. Esta es la historia de One Direction y su maldición a los estadios.

Vale, es bastante injusto echarle la culpa a One Direction de que estos dos estadios hayan sufrido la misma suerte, pero en realidad es una casualidad muy curiosa. Ambos estadios formaron parte de la misma gira. Los fans que, como yo, tuvieron la suerte de ir a una de las fechas de conciertos en el Vicente Calderón posiblemente recuerden con mucho pesar cuando se enteraron de que el estadio iba a ser derruido.

Con la reciente noticia de que San Siro va a tener el mismo final, el fandom de One Direction ha tenido war flashbacks de esos momentos. Y es que San Siro fue escenario de ‘One Direction: Where We Are – la película del concierto’. Para algunos amantes del fútbol, que un estadio histórico como San Siro, donde se han dado gestas tan grandes de este deporte, sea recordado por los fans de One Direction por la película es un sacrilegio. Las mentes maravillosas, en cambio, lo verán como un momento perfecto para que deporte y música se cojan de la mano y lloren por la pérdida de este templo. Pero primero, hablemos del Calderón.

El adiós al Vicente Calderón

One Direction tocó en el estadio del Vicente Calderón (ex casa del Atlético de Madrid) los días 10 y 11 de julio de 2014. Tuvieron que poner esta segunda fecha porque la primera hizo sold out el mismo día que salió a la venta. El estadio estuvo repleto las dos noches. Había fans que habían hecho cola durante dos meses para asegurarse tener el mejor puesto al lado del escenario. Y no solo eso. En las vitrinas del Vicente Calderón, y ahora en el Wanda Metropolitano, había una camiseta firmada por Niall Horan de cuando había ido a ver la semifinal de la Champions Atlético de Madrid-Chelsea de ese mismo año. Así que las conexiones de la banda con este estadio eran varias.

El 21 de mayo de 2017, se jugó el último partido en el estadio Vicente Calderón. El Atlético de Madrid ganó en la que había sido su casa desde 1966 al Athletic Club. Tras esto, el Vicente Calderón cerró sus puertas para siempre. En septiembre de 2017, el equipo se mudó al Wanda Metropolitano. El derribo del estadio comenzó en 2019 y aunque todavía no se ha derribado del todo, poco queda de aquel estadio.

En mi caso, la vida es caprichosa e hizo que acabara viviendo al lado de la tumba del Calderón, cerca de los mismos pisos en los que mi padre y yo hicimos horas de cola y al lado de la cafetería donde nos sacaron los ojos por una Fanta. Ah, y también quiso la vida que me hiciera amiga y compañera de piso de una fan que estuvo en el mismo concierto que yo hace seis años.

El Déjà vu de San Siro

Y la historia se repitió con San Siro, la que ha sido la casa del Milan AC y del Inter durante tanto tiempo. El estadio ya no es considerado de “interés cultural” y todo apunta a que será derruido próximamente para dar paso a un nuevo estadio. Tanto el Ayuntamiento de Milán como ambos clubs están trabajando para comenzar el proyecto del que sería el nuevo estadio. En principio, y a diferencia del Wanda Metropolitano, este estaría situado en la misma zona que el actual San Siro. Ha sido escenario de grandes gestas futbolísticas, sobre todo grandes noches de Champions. Y también ha acogido conciertos multitudinarios… Como el de One Direction en 2014.

Aquel concierto fue grabado de forma íntegra para ser la película de la gira del “Where We Are Tour”. Esta contenía además imágenes exclusivas del backstage y el emotivo mosaico formado por los fans de la banda. Un proyecto que muchos pensamos que había sido organizado por las fans italianas y en realidad lo fue por el equipo que grababa la película para que estuviera en la cinta. Una mentira más que nos tragamos los fans de One Direction. Así que después de conocer el futuro de San Siro, solo nos queda plantearnos si todo esto es una casualidad o si seguirán cayendo estadios en los que tocó la banda… ¿Cuál será la próxima víctima de la maldición de One Direction?